Curso online

Cómo averiguar quién es y qué necesita tu Cliente Ideal (sin tener que sacar la bola de cristal)

Hay dos tipos de empresas (bueno, hay muchos. Pero en relación al asunto que hoy nos ocupa, hay dos):

  1. las que saben quién es su cliente ideal y tienen claro lo que busca, siente y necesita.
  2. las que NO lo saben y se desgastan intentando llegar a todo el mundo (y acaban cerrando porque no consiguen vender).

Entre las primeras, las hay que también cierran. Porque conocer a tu Cliente Ideal es la base de tu estrategia, pero no te garantiza ventas si no tienes un plan para que este te escuche y te compre (vamos, que si tienes toda la información, pero no ejecutas, es como si no tuvieras nada).

Pero, lo que está muy claro, es que las del grupo 1 tienen la artillería que necesitan para lograr el éxito. Y con “el éxito” me refiero a ventas, no a tener miles de seguidores ni nada de eso (que es el parámetro por el que últimamente parecen medirse los logros). 

Conocer a tu Cliente te permite saber qué le interesa. Y, por tanto, podrás hablarle de lo que vendes de tal manera que le haga “tilín”.

Conocer a tu Cliente te permite diferenciar tu mensaje del discurso aburrido y monótono de otros que venden “lo mismo” que tú (pero lo hacen sin tener en cuenta a quién va dirigido).

Conocer a tu Cliente te permite hacerle ver que, eso que parece igual, es en realidad diferente. Porque está orientado a solucionar el problema específico que tú sabes que tiene.

Conocer a tu Cliente te permite AYUDARLE de verdad. A hacerle más feliz, a que sienta tranquilidad y a que su vida sea mejor.

Aunque vendas tornillos, uniformes de trabajo o servicios financieros (y creas que eso no puede ser atractivo).

Por eso, he preparado este curso en el que te explico cómo averiguar quién es ese cliente que quiere lo que tú vendes y está dispuesto y feliz de pagar por ello. Después de ver las lecciones y hacer los ejercicios, sabrás perfectamente qué necesita y qué espera. Y sabrás cómo orientar tus mensajes para que te escuche y le interese lo que tienes que ofrecerle.

Si eres del grupo nº 1, y lo sabes todo sobre tu cliente, probablemente aquí no hay nada para ti (o a lo mejor sí. Una perspectiva nueva nunca viene mal).

Si eres del grupo 2, este curso está pensado para ti. Te urge ponerle remedio a esta situación, porque no puedes seguir dando palos de ciego en tu negocio.

Averigua quién es y que necesita tu cliente ideal
  • En este curso aprenderás cómo mostrarle a tu Cliente que tu producto es justo lo que necesita y que le aportará la solución que busca.
  • En la lección 2, te cuento por qué la gran mayoría de empresas meten la pata al querer llegar a todo el mundo y cómo eso les hace perder ventas. También te hablo, entre otras cosas, de por qué hay personas que no te interesan como cliente (lo de “cuantos más mejor”, aquí no vale).
  • En la lección 3, te doy instrucciones claras para encontrar la información sobre lo que piensa y siente tu cliente. Para que dejes de hacer hipótesis y consigas datos objetivos (sin tener que inventar nada).
  • En la lección 4, te pongo un ejemplo práctico sobre todo esto, para que veas por qué dirigirte a un sector concreto de la población te hará conseguir más atención (y ventas) que dirigirte a todo el mundo.
  • Te he preparado un ejercicio final que recoge lo que te he ido contando en las lecciones. Te servirá para anotar toda la información relevante sobre tu cliente y será tu hoja de ruta cada vez que tengas que comunicar con él (en tus posts, tus e-mails o publicidad).

Preguntas frecuentes

No, no se trata de una formación acompañada. Pero tienes todo lo que necesitas para averiguar qué necesita, que le gusta, qué no le gusta y qué siente tu cliente ideal. Y esto te permitirá saber qué necesitas contarle para que le interese lo que vendes.

Que sea sin acompañamiento tiene dos ventajas:

  1. que puedo ponerle un precio mucho más asequible.
  2. que puedes hacerlo a tu ritmo. Como, cuando y donde quieras. Forever and ever.

Sin conocer bien lo que necesita el público que está dispuesto a comprarte, no lograrás conseguir ventas.

Esta formación te va a permitir conocer qué mueve a tu Cliente, qué busca en el tipo de servicio o producto que tú vendes, qué espera de él y qué no le gusta (para que puedas cambiarlo, o planteárselo de forma que sí le guste). Esto te hará ahorrar tiempo y dinero. Muchísimo más que lo que cuesta este curso.

Si estás apostando por hacer crecer tu negocio, definitivamente merece la pena invertir en él.

Tendrás acceso al curso y sus actualizaciones para siempre. Pero, si quieres empezar a vender en tu negocio, yo que tú haría este curso antes de emprender ninguna otra acción de marketing. 

Tendrás acceso al contenido en el momento que realices la compra. Y podrás terminarlo cuando tú quieras (esa es la belleza de los cursos sin acompañamiento). Pero de verdad te recomiendo que lo hagas lo antes posible, porque la diferencia entre conocer a tu Cliente y no conocerlo, es brutal.

Hazlo por ti, por tu negocio y por todas esas miles de personas a las que podrás ayudar cuando lo termines.